De los mil ventiladores desarrollados en México bajo la batuta de Conacyt para enfrentar la emergencia sanitaria, hasta marzo pasado aún faltaban por entregar 141, a pesar de que el Consejo se había comprometido originalmente a contar con 700 unidades para el 15 de mayo de 2020, de acuerdo con información difundida por el Instituto Nacional de Transparencia.

El 23 de abril del año pasado, María Elena Álvarez-Buylla Roces, directora general del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología, confirmó públicamente durante la conferencia nocturna en la que se presenta el informe diario de Covid-19, que tendría listas 700 respiradores de cuatro tipos, cuyo costo de fabricación ascendería a casi 300 millones de pesos.

“Ante esta pandemia el reto concreto que nos planteó el Presidente de la República (Andrés Manuel López Obrador) es lograr tener al menos la producción de 700 equipos de ventiladores mecánicos para el 15 de mayo, para las primeras semanas de mayo”, afirmó la funcionaria.

El compromiso, declaró, fue tener respiradores invasivos, de tecnología 100 por ciento mexicana y más económicos de los que se pueden comprar en el extranjero.

No obstante, a finales de mayo de 2020, los ventiladores aún no estaban listos y la funcionaria negó el compromiso que había hecho.

Para el 14 de julio de ese mismo año, Álvarez-Buylla Roces anunció en la conferencia matutina del Presidente la creación no de 700, sino de mil ventiladores y sólo de dos modelos.

“Uno, 100 por ciento del Estado mexicano, con una patente, la primera en este tipo de equipo, de patente estatal, el Ehécatl 4T; el otro, en colaboración con la empresa Dydetec, Gätsi, también un equipo de alta especialidad. Ambos comparten un alto grado de seguridad biomédica, de calidad, de sensores de control, ventilación controlada por presión y volumen, fácil limpieza”, detalló.

El 4 de febrero de 2021, vía transparencia, se informó la entrega de 494 de 500 ventiladores Gätsi, cuyo costo fue de 168 millones 448 mil pesos, por lo que se estima que el valor unitario ascendió a 336 mil 896 pesos.

Estos equipos fueron entregados en hospitales estatales de las Secretarías de Salud y del ISSSTE de Querétaro, Veracruz, Ciudad de México, Chiapas, Nuevo León, Durango, Colima, Baja California Sur, Guanajuato, Aguascalientes, Chihuahua, Coahuila y Zacatecas.

El 5 de marzo pasado, mediante la misma vía se informó, sin indicar a qué hospitales, de la entrega al Insabi de 365 de 500 ventiladores Ehécatl 4T, cuya inversión fue de 128 millones 730 mil pesos, por lo que valor unitario es de 257 mil 460 pesos.

FUENTE: REFORMA.COM

guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments