Al referirse a la situación de los docentes de la Licenciatura en Medicina Veterinaria y Zootecnia de la Universidad Autónoma de Querétaro, que fueron citados por una autoridad judicial y no se presentaron a la titulación del alumno de dicha carrera que fue suspendido por cometer una falta grave en contra de algunos animales, la rectora de la máxima casa de estudios en el estado, Teresa García Gasca, aseveró que no hay desacato porque como institución se atiende las órdenes judiciales, sin embargo, los docentes no están de acuerdo por tratarse de una cuestión de ética.

A más de un año de que el alumno fuera suspendido, el Juez Segundo de Distrito de Amparo y Juicios Federales, concedió una suspensión definitiva a favor del estudiante, para llevar a cabo su titulación el 26 de agosto del presente año, sin embargo, ésta no se realizó porque los sinodales citados no se presentaron.

En este sentido, García Gasca afirmó que no hay desacato (a la autoridad) “porque se ha hecho lo posible, hay que esperar para ver cómo se resuelve esta parte, no hay como tal un desacato, es una postura personal y ética de las y los docentes, y la universidad no puede obligar a nadie a realizar una actividad de este tipo”.

Explicó que se trata de un trámite administrativo y se ha trabajado en el sentido de que se cumpla dicha orden judicial, aunque ha sido difícil porque las y los docentes no están de acuerdo, toda vez que “el joven cometió una falta grave, y se aplica una sanción que se estima es la correcta”.

Mi postura personal, dijo, es que efectivamente el joven cometió una falta grave, porque una persona que abusa de los animales no puede ser veterinario.

Finalmente, reiteró que “Haremos todo lo posible y necesario para acatar como institución, pero es difícil cuando hay un tema de ética en medio y que la comunidad no está de acuerdo”.

 

Información del periódico NOTICIAS / Diego González

guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments